noticias entretenimiento Hace 4 dias

Meghan Markle anuncia que su padre no acudirá a su boda

The Associated Press — Por GREGORY KATZ y MARTIN BENEDYK - Associated Press

WINDSOR, Inglaterra (AP) — Meghan Markle terminó con días de conjeturas al anunciar el jueves que su padre no podrá asistir a su boda con el príncipe Enrique por problemas de salud. La noticia surgió al tiempo que personal del ejército británico ensayaba para una procesión de gala en Windsor que se llevará a cabo tras la ceremonia del sábado, la cual será televisada en vivo por todo el mundo.

"Lamentablemente, mi padre no asistirá a nuestra boda”, dijo Markle en un comunicado emitido por el Palacio de Kensington. "Siempre me he preocupado por mi padre y espero que pueda tener el espacio que necesita para centrarse en su salud”.

El palacio no ha revelado detalles sobre los problemas de salud de Thomas Markle, de 73 años, pero el sitio de farándula TMZ dijo que este cinefotógrafo de Hollywood jubilado se encuentra en un hospital de California tras haberse sometido a un procedimiento para limpiarle arterias coronarias obstruidas.

Según el medio, Thomas Markle dijo que se encontraba bien después de que le insertaran tres stents vasculares, pero que necesitaba reposo.

Originalmente estaba previsto que acompañara a su hija hasta el altar de la Capilla de San Jorge en el Castillo de Windsor.

Es posible que Doria Ragland, la madre de Meghan Markle, sea quien lleve a la novia al altar, aunque por el momento no hay confirmación oficial. También existe la posibilidad de que Markle camine sola.

Enrique y Markle que habían permanecido fuera del ojo público en días recientes fueron vistos en un auto que se dirigía hacia el castillo de Windsor el jueves por la tarde.

La agencia británica Press Association indicó que se espera que tomen el té con la reina Isabel II y quizá estén acompañados por Ragland. No se dieron detalles oficiales sobre esta reunión.

En las calles de Windsor, oficiales ensayaron su procesión por la ciudad vistos por miles de entusiastas de la realeza.

Los festejos del día de la boda incluyen un paseo de 25 minutos en carruaje por las inmediaciones del castillo una vez finalice la ceremonia religiosa. Más de 2.600 personas han sido invitadas a los terrenos del castillo para seguir la procesión nupcial.

El ensayo del jueves buscó sincronizar a la perfección la procesión del sábado. Los británicos se enorgullecen de realizar con aplomo desfiles complejos y evitarán a toda costa que la pareja llegue tarde a la recepción de su boda, así sea por unos minutos.

“Es muy importante tener un ensayo general para todos los involucrados. Le da a los chicos una dimensión de los tiempos para el día, que tan rápido se tienen que mover, que tan lento. También ayuda a los caballos, mostrarles el ambiente de donde están”, dijo Adam Blackmore-Heale, mimbro de la caballería real.

Un gran contingente militar también participará en la procesión, en reflejo de los años de servicio de Enrique incluyendo sus operaciones en Afganistán. Su presencia en el ensayo del jueves le dio al público y a los telespectadores una probada de cómo ser verá la procesión.

La misa en la iglesia será oficiada por el reverendo David Conner, decano de Windsor. El jueves Conner dijo que Enrique y Markle están profundamente comprometidos.

“Su relación es muy seria, y por eso creo que quieren afianzarla con una ceremonia religiosa, con una ceremonia cristiana”, dijo.

La madre de Markle llegó a Gran Bretaña con un una porta-trajes de Burberry_ un posible indicio de su vestido para la boda_ se reunirá con el padre de Enrique, el príncipe Carlos, y su esposa Camila, el hermano de Enrique, el príncipe Guillermo y su esposa, la duquesa Catalina, así como otros miembros de la familia real a la que se unirá oficialmente Markle el sábado.

Las dudas sobre si el padre de la novia asistiría a la boda surgieron esta semana cuando TMZ reportó que no podría estar presente porque se sentía avergonzado por los reportes de que había montado una sesión fotográfica en la que aparecía tomándose las medidas de su traje para la boda. Ese reporte también señalaba que había sufrido un ataque cardiaco reciente.

El drama en torno al señor Markle, y los duros comentarios sobre Meghan hechos por parientes lejanos distanciados, que no fueron invitados a la boda, han dominado la cobertura de los tabloides en días recientes.

La columnista del Daily Mail Sarah Vine criticó el jueves el operativo de prensa del palacio por no haber hecho más para evitar que los parientes le lanzaran ataques subrepticios a Markle en los días previos al gran evento.

"Hasta la búsqueda en internet más somera hubiese arrojado algunas señales de alarma", señaló. "¿No podían al menos tomar unos pocos pasos para ponerlos de su lado?".

___

Katz reportó desde Londres. Danica Kirka en Londres también contribuyó a este despacho.

AdChoices